Pasar al contenido principal
Albertina García Lloréns
“Hay que estar concienciado de la necesidad de ayudar y aportar todo lo que podamos”
Albertina García Lloréns

Albertina García Lloréns es empresaria y dirige desde hace más de 25 años un centro de belleza y formación con su nombre en Caudete (Albacete). Activa colaboradora en multitud de iniciativas sociales, deportivas y culturales, tanto en la comarca albaceteña del corredor de Almansa como en la vecina comarca alicantina del Alto Vinalopó, su empresa es miembro de la Red Nodus desde 2018. Obtuvo el galardón Mujer Empresaria entregado por la Federación de Empresarios de Albacete en la XV Edición de los Premios Empresariales San Juan 2014.

Su empresa colabora solidariamente en iniciativas de distintos ámbitos, tanto en Caudete como en otros municipios de la zona. ¿Qué le animó a formar parte de la Red Nodus?

Cuando fui poco a poco descubriendo los diferentes servicios que ofrece Fundación Diagrama, conocí la Red Nodus. Me gustó especialmente el trato recibido por parte de los trabajadores, su sensibilidad, cercanía y empatía. A título personal y como empresa, colaboramos con la ONG Ambessa, que opera en Etiopía, aportando todo lo que podemos e intentando que estos niños y adolescentes desfavorecidos tengan una vida digna y se garantice la enseñanza. Además, colaboramos con diferentes entidades y acciones solidarias, por lo que, cuando me propusieron formar parte de la Red Nodus, no me lo pensé. A través de ella podemos aportar nuestros conocimientos e implicarnos en el crecimiento educativo y profesional de la juventud.

¿Es necesaria una sensibilidad especial para participar en iniciativas sociales de este tipo?

Sí. Hay que estar concienciado de la necesidad de ayudar y aportar todo lo que podamos.

¿Qué le diría a otro empresario o empresaria que esté dudando si adherirse?

Le diría que compartir siempre nos hace crecer y se aprende muchísimo compartiendo. Además, es una iniciativa en la que puedes estar informado de muchas empresas de diferentes sectores, su filosofía de trabajo, su compromiso social, etc. Las charlas que te invita a impartir la Red Nodus son muy enriquecedoras y muy positivas.

Usted tiene una amplia trayectoria profesional en el sector de la peluquería y la estética, ¿empezó por vocación? ¿Considera que la vocación es necesaria para ser un buen profesional?

Sí, empecé por vocación a los 14 años. En cambio, considero que, para ser un buen profesional, no siempre es necesaria la vocación en este sector. A veces cuando vas creciendo, descubres cosas o funciones de este sector que poco a poco te van enamorando más. Además, el sector de la imagen personal te obliga de alguna forma a reciclarte profesionalmente constantemente. Con ello, a través de cursos, formaciones, experiencias, descubrimos siempre nuevas personas, tendencias o marcas que nos hacen de alguna manera engancharnos a este sector y luchar por mejorar como profesionales cada día.

Ha hecho mentoring en diferentes recursos de Fundación Diagrama. ¿Cómo valora estas acciones?

Estas acciones son experiencias muy enriquecedoras. No solo para mí, sino también para mi equipo. Además de compartir nuestros conocimientos, los servicios que ofrecemos y los cursos de formación en el sector de la imagen personal que tenemos, recibimos mucho de vuelta. Salimos de estas charlas conociendo las inquietudes de muchos adolescentes y la visión que tienen acerca de nuestro sector y de la formación.

¿Cuál cree que es el principal reto para las personas jóvenes? ¿Y su mayor baza?

El mayor reto para estos jóvenes, en primer lugar, es romper con el estigma que se tiene sobre ellos. Otro de los principales retos es trabajar muy duro para conseguir una formación de calidad que les permita optar a un buen empleo. La mayor baza, sin duda, es contar con una red de ayuda y de oportunidades como tiene la Red Nodus en colaboración con multitud de empresas.

El primer contacto con el mercado laboral siempre es un reto. ¿Qué consejo como empleadora daría a cualquier joven que esté dando sus primeros pasos en la búsqueda de empleo? ¿Y a jóvenes a quienes les gustaría emprender un negocio?

Yo siempre aconsejo que no tiren la toalla. Que sean constantes, que la búsqueda de empleo no es un camino fácil ni sale siempre bien a la primera. Que nunca dejen de formarse y no se rindan. Para emprender un negocio lo más importante son las ganas, la constancia y el ánimo. Que no se desanimen y que, si no consiguen algo por un camino, busquen por otro, y así sucesivamente hasta que consigan lo que se proponen.

Más experiencias

Rimanté, de Rumanía, siguió un itinerario de inserción con el apoyo del Programa Labora y los miembros de la Red Nodus
Experiencia con un joven contratado tras realizar prácticas facilitadas por la Red Nodus
"Me saqué el título y me llamaron para que me quedara a trabajar en el restaurante donde hice las prácticas"
Un ejemplo de las oportunidades laborales y formativas facilitadas por la Red Nodus
Los hermanos Muñoz Torres, un ejemplo de cómo aprovechar las oportunidades ofrecidas por el Programa Labora y Nodus